sábado, 3 de octubre de 2009

¿Que tipo de fiesta tematica elegir?

En buenas ocasiones se tiene muy claro, las preferencias y gustos de nuestros niños. En algunas otras, no nos decidimos ni se deciden.


Para eso lo mejor es consultar.


Las fiestas temáticas, son muy variadas y aunque los juegos, el argumento y las actividades que se realizan en ellas están abiertos y varían según cantidad de niños, las edades, el lugar... Si, que algunas gustan más según que edades o sexo.

Por ejem:

-El mundo de las hadas y duendes, atrae siempre más a los pequeños, la fantasía en estado puro. llegando a una edad en la que no les suele interesar nada (están creciendo y eso son cosas de "peques", jeje ) después con el tiempo a algunos nos atrae de nuevo con locura. ¡Yo creo en las hadas!¡yo creo, si creo!

-Las princesas... a muchas niñas les gusta la idea de ser princesa. Aquí se suele pensar también en los invitados, si hay niños, se suele pensar en desechar esa fiesta. Por eso esta el adaptarnos. donde hay princesas hay caballeros y príncipes. también hay juegos pensados para ellos.





Procuramos estar siempre preparados para amoldarnos a sus gustos y necesidades. (fiesta de piratas. una niña invitada no le gusta, ella prefiere ser princesa... pues bien, existe la princesa pirata, bien conocida en los mares del Norte, por su hermosura y gran porte)





En las fiestas según aumenta la edad de los niños, la historia, los juegos y las actividades se hacen más complejos.
Suelen gustar las temáticas de aventura con más acción y juegos de competición por equipos.


Estamos pensando en cada celebración ofrecer algo diferente, muy bien, pues los primeros cumples temáticos podrían ser los de más fantasía ofreciendo las historias de mayor acción y actividades más complejas cuando tienen más años, comenzando con duendes, brujos, extraterrestres, superhéroes, safari, náufragos; y más adelante ofreciendo indios, vaqueros, chinos, viquingos, piratas.

Todas las fiestas tematicas se pueden adaptar a los más pequeños, con juegos más apropiados a sus edades.
Pero siempre, sean más grandes o más pequeños, haremos las fiestas fomentado la participación en grupo de todos los invitados, sin olvidarnos de porque nos hemos reunido ese gran día.